17 agosto 2022

Un poco sobre la vida e historia de lucha de Carlos Fonseca amador jefe de la revolución

Carlos y su companero del Instituto de Matagalpa, Jose Ramon Gutierrez

Granada, Nicaragua
Sábado 09 Noviembre 2013
Augusto Cermeño
 
Carlos y su companero del Instituto de Matagalpa, Jose Ramon GutierrezCon la confianza y la fe de dar a las generaciones de ayer, hoy y siempre, un norte, una guía sobre nuestra más reciente historia, quisiera servirles un poco sobre la vida e historia de lucha de un hombre que entregó su vida por la libertad de todo un pueblo, por la paz, por la democracia y por cambios profundos en el sistema y “no un cambio de hombres en el poder”: Carlos Fonseca Amador.
 
Carlos es, indiscutiblemente, un hombre que ha hecho historia, que impulsó con audacia y arrojo un movimiento de liberación nacional de corte político militar, que fue capaz de “tocar el toro por los cuernos”, de tomar las armas, cuando la razón y el dialogo civilizado no funcionaba más que para realizar pactos y componendas, Kupia-Kumi y entrega en bandeja de los intereses de un pueblo valiente, corajudo y heroico, como es el pueblo nicaragüense, a los intereses del tirano de turno.
 
Los nicaragüenses debemos leer la historia de nuestros héroes en todos los tiempos, desde el momento en que nuestra patria ancestral, la patria de Diriangén y Nicarao, de cachiqueles, nagrandanos, chontales, sumos, ramas y misquitos, fue invadida por ambiciosos “conquistadores” españoles que se montaron en nuestras tierras pasando por miles de cadáveres de nuestros ancestro precolombinos, por la esclavitud y la cruel encomienda que entrega la tierra y la gente a los disque “conquistadores”.
 
Esa historia va cambiando, va convirtiéndose en el camino en la historia de negros esclavos, indios, mestizos, criollos y peninsulares, que desde el principio solo se dedicaban a holgazanear, a una vida ociosa, a una vida a costa del trabajo esclavo, a costa de la sangre de miles de familias nativas, que eran los dueños de estas tierras llamadas ahora americanas.
 
No podemos negar la historia de héroes, de hombres valientes que van surgiendo a lo largo de una historia de confrontaciones, guerras civiles, de intrigas palaciegas, de invasiones de piratas, de filibusteros, que vieron en este país a gente débil, fácil de dominar porque solo estaban en pleitos domésticos que mantuvieron a Nicaragua en un estancamiento brutal, que raya en lo cavernario, mientras otras naciones de la región seguían el rumbo de la prosperidad, en algunos casos a costa de nuestra miseria y nuestras constantes guerras.
 
Siendo un país rico, con grandes recursos, hemos mantenido un estado de pobreza económico y social, pobreza de mentes mezquinas que jamás pensaron en una nación sino en cuanto poder cada grupo o familia alcanzaba.
 
Nuestro Carlos Fonseca, es un parte de la historia de lucha que pretendió cambiar las cosas, pero un cambio profundo, un cambio de estructuras, de actitud ante la vida y ante las cosas, de romper con las barreras del sometimiento esclavista que aún predomina en las mentes de los poderosos.
 
Carlos murió en la montaña, combatiendo, armado de ese coraje y valor de los héroes que, como decía el comandante Tomas Borge Martínez “es de los muertos que nunca mueren”.
 
El que Carlos proceda de un partido revolucionario, no le resta, para nada, la dimensión de un hombre de todo un pueblo, de los nicaragüenses, al que le debemos respeto, cariño y tenerlo en nuestros corazones. Es un verdadero prócer libertario de los tiempos modernos.
 
Sobre Carlos les vamos a describir algunas notas que hemos acopiado de diferentes fuentes, del seno del mismo FSLN, en las que se habla de su persona, de su calidad de líder revolucionario, que tanto hace falta ahora. Carlos es un ejemplo magnífico para nuestra juventud.
Sus lecturas de historia de Nicaragua le condujeron a valorar el nacionalismo de Augusto César Sandino; adoptó su ideario social y antiimperialista como base del programa del Frente Sandinista de Liberación Nacional, organización político-militar que fundó en 1961.
Fonseca sufrió por ello cárcel, torturas y destierro; entre 1970 y 1975 residió en Cuba, donde escribió numerosos ensayos que guiaron la lucha contra la dictadura somocista. En 1976 se incorporó a la lucha guerrillera en las montañas de Zinica, donde murió en combate. Sus escritos fueron recopilados y publicados en Bajo la bandera del sandinismo y Viva Sandino, durante la década de 1980.
 
Cronología biográfica del comandante Carlos Fonseca Amador
 
Carlos Fonseca Amador1936.-  Nace en Matagalpa, en el barrio El Laborío, el 23 de junio. Hijo de la campesina Justina Fonseca, de oficio cocinera y de Fausto F. Amador, contador de una mina de propiedad norteamericana.
 
1942 
Inicia sus estudios primarios en la Escuela Superior de Varones de Matagalpa.
 
1945-1950 
Para ayudar a su madre, vende los caramelos de nancite que aquella elabora. Tiene nueve años y su responsabilidad lo lleva, hasta los catorce, a vender periódicos en las calles matagalpinas: Rumores de Ramón Méndez Tijerino, La Semana Rotaria de Alberto Lara Méndez y La Tribuna de Matagalpa de Orlando Guillén. De los tres, el de mayor duración es Rumores.
 
"Carlos era sumamente estudioso, para él no existían los juguetes ni los juegos de los niños de su edad; solamente existían los libros… Lo recuerdo como si lo estuviera viendo, con los números de los periódicos que vendía bajo el brazo, vistiendo su pantalón corto kaki y su camisa crema oscura" (Berta Prado: "Carlos, un gran lector", Barricada, 9 de noviembre de 1980).
 
1950 
Concluida su enseñanza primaria, trabaja dos meses de las vacaciones (marzo y abril), como mensajero de la Oficina de Telégrafos y en mayo ingresa al Instituto Nacional del Norte de Matagalpa para seguir estudios secundarios.
 
1951 
Trabaja otros dos meses (marzo y abril) en los minerales "La Reina" como ayudante de bodeguero y deja el empleo al iniciarse de nuevo las clases. También Carlos vendía en este tiempo hojas de parra entre familias árabes de Matagalpa.
 
1952 
Para ayudar siempre a su madre, en febrero organiza con su amigo Ramón Castillo la rifa de un Corazón de Jesús y tres cortes de casimir. Como mejor alumno de su curso -tercer año de secundaria- obtiene las notas más altas. Y con otro amigo, Tomás Borge, descubre excelentes lecturas: Tomás Moro, John Steinbeck, Howard Fast; y participa, dentro del instituto matagalpino en la huelga que exige retirar del recinto de la Universidad de León un medallón que representa a Somoza García.
 
1953 
Después, el hallazgo de Marx y Engels en la polvosa librería del poeta Samuel Meza" (Tomás Borge: Carlos, el amanecer dejó de ser una tentación). Lee y estudia con un tercer amigo: Ramón Gutiérrez Castro, recién llegado de Guatemala.
"Cuando (Gutiérrez Castro) conoció a Carlos…., éste quería ser como San Antonio y mucho visitaba la iglesia de San José, pero poco tiempo después se interesaba vivamente por los libros que le mostraba su compañero. Ambos (Gutiérrez Castro y Carlos) se hicieron excelentes alumnos de francés, ya que muchos libros sólo estaban en ese idioma. También leían una revista china: Verdes campos. Carlos era ya famoso en el colegio porque solamente él se había leído la colección Historia de los Estados Unidos en la biblioteca" (Jesús Miguel Blandón: Entre Sandino y Fonseca, 1979, p.185).
 
Muestra simpatías en Managua por la UNAP (Unión Nacional de Acción Popular) que intenta agrupar a jóvenes independientes de los partidos políticos, pero llega a ser dominada por elementos de derecha; apartados de la UNAP, los de izquierda fundan el Partido Renovación Nacional.
 
"Yo tenía entusiasmo político y quería el mejoramiento de Nicaragua y me hice miembro de la UNAP y hasta llegué a relacionarme personalmente con el secretario….Pero el entusiasmo que yo tenía se esfumó cuando miré que sus dirigentes eran unos chicos "almidonaditos" en los cuales no se miraba que hubieran sufrido jamás la miseria del pueblo…Sufrí una gran desilusión (Carlos Fonseca: Declaración del 27 de septiembre de 1956, a raíz del ajusticiamiento de A. Somoza García).
 
1954 
Con otros compañeros, funda la revista Segovia y dirige sus primeros cuatro números de seis que logran salir; allí publica artículos y poemas, como los "16 versos del Molendero". Conoce a Marco A. Altamirano, quien le acompaña en los círculos de estudio dirigidos por Gutiérrez Castro, durante los cuales leían el Manifiesto del Partido Comunista, artículos sobre la revolución industrial, periódicos obreros, etcétera. También, por aparte, leían La madre de Máximo Gorki y vendía el periódico Unidad del Partido Socialista Nicaragüense.
 
"La venta duraba dos días ya que recorrían los barrios (de Matagalpa), entraban en las casas y le leían al futuro cliente el artículo del, periódico. Se invitaba a la familia del comprador también para que participara en las pláticas sobre el periódico, de modo de que el comprador se convertía al mismo tiempo en un simpatizante del partido".(Jesús Miguel Blandón, op.cit.,p.192.
 
1955 
En febrero escribe otro poema. El 4 de marzo se bachillera y obtiene la "estrella de oro", medalla que se otorga al mejor bachiller de cada año. Se marcha a Managua, donde en mayo, es nombrado inspector y director de la biblioteca del Instituto "Ramírez Goyena", ganando doscientos córdobas y la comida. Al mes siguiente se matricula en la Escuela de Economía de la Universidad nacional, pero interrumpe los estudios por la irregularidad con que funcionaba dicha escuela. En julio ingresa al Partido Socialista y participa el 14 de septiembre en un operativo patriótico en la hacienda San Jacinto como miembro del "Ramírez Goyena".
 
1956 
Se traslada a León y trabaja en la agencia de La Prensa ganando doscientos córdobas sin comida. Matriculado en la Facultad de Derecho, integra con Silvio Mayorga, Tomás Borge y el guatemalteco Heriberto Carrillo la primera célula identificada con los principios del proletariado. Distribuye "lecturas subversivas y periódicos estudiantiles" (Tomás Borge, op.cit.), como El Universitario.
 
El 27 de septiembre, a los seis días del ajusticiamiento del tirano Anastasio Somoza García por el héroe Rigoberto López Pérez, es apresado en Matagalpa. Mientras tanto la GN catea su ropero en León y se llevan un retrato de sus hermanos maternos y "cosas inocentes como libros de versos por César Vallejo y Emilio Quintana. Novelas por William Faulkner. Libros de política escritos por católicos como el cardenal José María Caro" (Carlos Fonseca: Carta del 11 de diciembre de 1957).
 
Es puesto en libertad cincuenta días después de su captura y reclama los objetos de su propiedad. Allí se mantiene, del 12 al 31 de diciembre, estudiando sus cursos rezagados.
 
1957 
Continúa preparándose intensamente para aprobar el primer año de derecho, que consigue con estas notas: "muy bueno" en Prolegómenos del Derecho, "bueno" en Derecho Romano (I Curso), "muy bueno" en Sociología, "bueno" en Historia del Derecho, "muy bueno" en Derecho Civil (I Curso) y "bueno" en Criminología.
 
El 3 de julio se traslada a Costa Rica y se hospeda en casa de Manolo Cuadra, quien le consigue un viaje a Moscú. El 24 de de julio parte hacia esa capital pasando por La Habana y Miami, New York y Shanon de Irlanda, Ámsterdam, Zúrich y Viena, para asistir al V Festival Mundial de la Juventud y de los Estudiantes.
 
Visita museos, fábricas e institutos. Se hace un tratamiento en una Policlínica. El 16 de agosto participa en el Congreso de Kiev. Viaja al Congreso de Estudiantes por la Paz y la Amistad en Leipzig, República Democrática Alemana. Conoce Berlín Oriental y regresa a Moscú en octubre. Se traslada a Leningrado para visitar fincas y fábricas, teatros y escuelas. Vuelve otra vez a Moscú, desde donde sale hacia Praga el 10 de noviembre.
 
Pasa a Suiza y obtiene visa para México, adonde llega el 1 de diciembre. Luego arriba a San José, Costa Rica, hospedándose en la pensión "Las Vegas". El 16 de diciembre regresa a Nicaragua y es detenido en el aeropuerto. Sus maletas las devuelven sin tres libros -uno de ellos Reportaje al pie de la horca de Julius Fusik-, una cámara fotográfica y un juego de lápiz y pluma. Vive en la pensión "El Septentrión" (costado sur del Parque Los Bomberos en Managua) y visita a sus amigos, entre ellos se encuentran los doctores Adán Selva y Aquiles Centeno, Pablo Steiner y María Teresa Sánchez (Nuevos Horizontes), Manuel Díaz y Sotelo, Marco A. Altamirano.
 
"Según Marco (A. Altamirano), uno de los libros que influyó en la postura humanitaria de Carlos fue Reportaje al pie de la horca de Julius Fusik, periodista Checoslovaco…Fusik va a denunciar a sus compañeros, porque lo han amenazado con matar a su madre e hijos. Entonces escucha el gemido de un preso que se arrastra y decide no hablar" (Jesús Miguel Blandón, op.cit.,p. 193).
 
1958 
En enero comienza a escribir su pequeño libro Un nicaragüense en Moscú. Firma, en marzo, el Programa Mínimo del partido Movilización Republicana que pide amnistía general y retorno de exiliados.
 
Circula Un nicaragüense en Moscú, con prólogo de Manuel Pérez Estrada, editado por el periódico Unidad del Partido Socialista. Escribe a las autoridades reclamando objetos que le retuvieron desde diciembre del año pasado. De nuevo en León en junio, es seleccionado para pronunciar el discurso de apertura del curso de 1958: el primero de la autonomía.
 
Interviene en julio, en la jornada de repudio a la visita que pretendía hacer a la UNAN el funcionario yanqui Milton Eisenhower (hermano del entonces presidente de Estados Unidos), nombrado doctor honoris causa por la Junta Universitaria. En su carácter de secretario de relaciones del Centro Universitario de la Universidad Nacional Autónoma (CUUN), organiza en noviembre asambleas estudiantiles para exigir la libertad de profesores universitarios y de un estudiante (Tomás Borge) que guardan prisión desde el ajusticiamiento de Somoza. Al pedir ayuda económica para la gran Asamblea Nacional de Estudiantes, es apresado en Managua con el compañero René Guandique Oviedo. Pronto sale libre y en diciembre vuelve a caer preso en Matagalpa "sin razón conocida".
 
1959 
No se presenta, en el mes de febrero, a los exámenes del segundo año de derecho que cursa desde mayo del año anterior. En marzo organiza con otros compañeros, la Juventud Democrática Nicaragüense (JDN) que en palabras de los comandantes Carlos Fonseca y Silvio Mayorga "es el primer intento de la juventud nicaragüense por independizarse políticamente y jugar un rol histórico". La JDN pinta leyendas contra la tiranía, encabeza manifestaciones y señala los defectos de Unión Nacional Opositora (UNO), controlada por el Partido Conservador.
 
En la represión que se desata, es capturado el 2 de abril, con Silvio Mayorga y Fernando Ampie. El 7 de abril, organismos universitarios -el CUUN, la Asociación de estudiantes de Derecho y la Juventud Democrática Nicaragüense, sección León- solicitan su libertad. Lo deportan a Guatemala en avión de la FAN el 8 de abril. En la capital guatemalteca se relaciona con la Asociación de estudiantes, que le da trabajo.
 
Marcha a Honduras para prepararse en la columna guerrillera "Rigoberto López Pérez", cuya mayoría de miembros llega de Cuba, al mando de un ex-teniente de la GN, la columna es masacrada en el Chaparral, Honduras, en el mes de junio, resultando herido de bala en un pulmón. Trasladado al hospital de Tegucigalpa, recibe en agosta la visita de su madre. Luego sale en septiembre para el hospital "Calixto García", de La Habana, a terminar de recuperarse.
 
1960 
El 15 de enero llega a Costa Rica y escribe "Se ha consolidado mi voluntad de ansiar para mis semejantes una vida nueva, mejor". Recibe otra breve visita de su madre. Viaja a Venezuela para asistir a una convención del Frente Unitario Nicaragüense (FUN) y el 20 de febrero firma, como delegado del CUUN, el "Programa Mínimo" de esa organización progresista. Acompañado de Silvio Mayorga, en marzo elabora con él un informe ante la Federación de Centros Universitarios de la Universidad Central de Venezuela: "Breve análisis de la lucha popular nicaragüense contra la dictadura de Somoza". Detenido en el aeropuerto de Maiquetía, en mayo es enviado a México, donde conoce al profesor Edelberto Torres, por quien guarda particular afecto.
 
En junio retorna a Nicaragua, pero es capturado y mantenido por varias semanas en la mazmorras de "La Curva". Extraído de su celda, lo montan a media noche en un avión que lo conduce a Guatemala. En ese país, en julio, las autoridades lo confinan al Petén, en la aldea de Upman, donde hace amistad con Luis Augusto Turcios Lima, futuro comandante de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) de Guatemala. Trasladado a la capital, con casa por cárcel, se evade de las autoridades, desde donde, el 13 de septiembre, escribe a Narciso Baldizón Caldera. En noviembre pasa a El Salvador. Desde Santa Ana envía carta a Eliezer Blandón.
Luego, el 29 de noviembre, sale indocumentado hacia la Habana. Allí lo esperan Tomás Borge y Julio Jerez, quien lo acompaña a Costa Rica y lo traslada a Nicaragua. Contacta con la recién fundada Juventud Patriótica Nicaragüense (JPN) que ha desplegado intensas actividades opositoras.
 
1961 
Funda el Movimiento Nueva Nicaragua (MNN). Participan en la fundación Enrique Lorente, Faustino Ruiz, Fernando Gordillo, Francisco Buitrago, Germán Pomares, Iván Sánchez, Santos López, Silvio Mayorga, Jorge Navarro, José Benito Escobar, Carlos Reyna, Tomás Borge, Rigoberto López Cruz, Oscar Benavides, Edén Pastora, Julio Jerez, Germán Gaitán, Bayardo Altamirano y otros. El MNN organiza tres células en Managua, León y Estelí; denuncia los preparativos de la invasión de Bahía de Cochinos y publica en febrero el primer ideario de Sandino seleccionado por él. Viaja de nuevo a Honduras donde se reúne con Tomás Borge, Silvio Mayorga, Faustino Ruiz y Santos López. En esa reunión, en el mes de julio, Carlos Fonseca propone el nombre Frente Sandinista de Liberación Nacional para la organización armada revolucionaria que desde meses atrás se viene integrando. En noviembre está en Nicaragua de nuevo reunido en casa de Constantino Baltodano Zeledón con otros compañeros del MNN: Germán Gaitán, Julio Jerez y otros y retorna a Honduras en el mes de diciembre.
 
1962 
El 22 de enero entra al país. Regresa a Honduras y luego a Cuba. En mayo viaja a Caracas y vuelve a entrar al país para activar el Frente Estudiantil Revolucionario (FER) y sale de nuevo a Honduras. Con el veterano sandinista Santos López, en el mes de julio, se interna en el departamento de Olancho y navega por los ríos Patuca y Guayaca para confirmar las posibilidades de la lucha armada. Llega a las márgenes del río Coco con varias docenas de compañeros, pero sus contradicciones con Noel Guerrero Santiago (quien poco tiempo después deserta y abandona para siempre la lucha revolucionaria) y la necesidad de fortalecer el Frente Interno evitan su participación en la guerrilla rural y viaja en diciembre a Matagalpa.
1963 Sale otra vez hacia Honduras en enero y en febrero regresa a Nicaragua. En contra de su voluntad y a pesar de los esfuerzos que hace por mantenerse presente en el curso de 1963 dentro de la fuerza guerrillera, a causa de sus diferencias y críticas a los métodos de trabajo impuestos por Noel Guerrero, tiene que permanecer fuera de la zona combativa haciendo trabajos organizativos y dirigiendo la formación del Frente Interno, las escuelas de entrenamiento, las operaciones armadas, que en ese tiempo (de febrero a agosto) ejecutó la Resistencia Urbana. Entre noviembre y diciembre estudia el movimiento guerrillero nicaragüense y las luchas revolucionarias de otros pueblos.
 
1964 
Después de entrar al país para fortalecer las estructuras del Frente Interno, en mayo se traslada a Managua. El 20 de junio es capturado en el barrio San Luis con Víctor Tirado López. El 8 de junio escribe el folleto Desde la cárcel yo acuso la dictadura. Al día siguiente declara en el juzgado y lo condenan a seis meses de prisión. El 21 de septiembre escribe "Esta es la verdad", ensayo en el que refuta un comunicado del gobierno. En la cárcel lo visita una muchacha leonesa, María Haydee Terán, a quien conoce por primera vez.
 
1965 
El 6 de enero es deportado a Guatemala en una avioneta. "De esa manera -escribía días después- se me expulsa por tercera vez de Nicaragua, la Patria querida. Si, expulsado tres veces, en mi joven vida, de mi Nicaragua. Pero de una cosa deben estar seguros los opresores de mi Patria: Y es que pueden expulsar mi cuerpo de Nicaragua, pero jamás podrán expulsar de mi espíritu la decisión de combatir porque Nicaragua sea libre y soberana y su pueblo feliz".
 
Confinado otra vez al Petén, una noche varios hombres armados hasta los dientes lo conducen a la orilla del río Suchiate, y después de hacer varios disparos de ametralladora, el 15 de enero lo cruza a nado. Al día siguiente llega a Tapachula, México y narra sus experiencias a Rodolfo Tapia Molina.
 
Se casa con María Haydee en León (civil) y en México (el religioso): tienen como Padrino a Edelberto Torres
 
Mantiene muchos contactos con la organización. El 20 de marzo contrae matrimonio civil, por poder, en León, con María Haydee Terán; en México, adonde llega semanas antes, se realiza el religioso, siendo celebrado el 1 de abril en casa del padrino: el profesor Edelberto Torres.
 
Su padre y hermano eran militantes del Partido Liberal Independiente (PLI). Su familia tenía una editorial: Editorial Antorcha, y una librería cerca de la Universidad. María Haydee mantenía contactos con activistas estudiantiles y participaba en diferentes actos de protesta contra la dictadura. Ella conoció a Carlos Fonseca en una reunión clandestina pero no supo quien era hasta que su novio, Octavio Robleto, al escuchar la descripción de la misma se lo dijo. Cuando Fonseca estaba en prisión acudía a visitarle dos veces por semana, los jueves y los domingos.
 
En enero de 1965 María se entera, en una visita que hace a la cárcel, que Fonseca ha sido desencarcelado. Comunica a su padre que lo llevaron a Guatemala (la tercera deportación a ese país). Después de estar varios días en la cárcel de "La Tigrera" lo deportan a México. María llega a México en compañía de su padre y de su hermano y se casa con Carlos Fonseca el 3 de abril en la casa de Don Edelberto Torres. Pasan un año fuera de Nicaragua. Después de pasar por Costa Rica entra a Nicaragua en diciembre de 1965.
 
El 24 de noviembre de 1966 nace en León su hijo Carlos. En este tiempo Carlos Fonseca hace varios trabajos de investigación sobre el poeta Rubén Darío a la vez que junto con compañeros como José Benito Escobar, Daniel y Humberto Ortega y otros más intensifican el trabajo en los barrios de Managua y fortalecen el movimiento estudiantil a la vez que determina hacer los preparativos necesarios para implementar la lucha armada en la ciudad y en el campo.
 
Envía dinero a su madre. A mediados de año se traslada a San José, Costa Rica. Entre septiembre y diciembre investiga sobre Rubén Darío y le envía los resultados a su maestro Edelberto Torres en México. Entra a Nicaragua en diciembre de 1965.
 
1966 
Continúa sus trabajos rubendarianos. Le he estado enviando recortes sobre Rubén -le escribe el 11 de enero a don Edelberto- de revistas que me he encontrado por aquí… Hoy mismo estoy depositando en el correo dos paquetes. En uno van recortes y en otro periódicos enteros".
 
Realiza diversas reuniones con Rigoberto Cruz, Silvio Mayorga, Oscar Turcios, José Benito Escobar, Daniel y Humberto Ortega, Enrique Lorente y Carlos Reyna. En este período se intensifica el trabajo en los barrios de Managua, se fortalece el movimiento estudiantil, se impulsa el trabajo en el campo y se determina hacer los preparativos necesarios para implementar la lucha armada en la ciudad y en el campo.
 
En junio se traslada a la montaña para desarrollar el trabajo encaminado a preparar una base guerrillera. EI 24 de noviembre nace en León su hijo Carlos. Permanece en la montaña hasta finales de agosto, principios de septiembre.
 
1967 
En Managua, con Silvio Mayorga, Oscar Turcios, Rigoberto Cruz y Doris Tijerino firma un comunicado en el que el FSLN condena la masacre del 22 de enero, denuncia a los provocadores de la Unión Nacional Opositora (UNO) y rompe definitivamente con la izquierda tradicional. En abril se traslada a la montaña, a la zona de Quiragüe, con un grupo guerrillero. El 6 de agosto combate en la comarca El Bijagüe contra unos jueces de mesta que informan a la GN de la presencia guerrillera. Al ser detectados los guerrilleros sandinistas en la montaña, se desata una sangrienta represión entre los campesinos, muriendo -después de ser torturadas- más de diez personas y el mensajero sandinista Armando Flores.
 
La persecución incluye al dirigente sandinista, por parte de la Oficina de Seguridad Nacional, lo que lo obliga a Carlos, en sus ocasionales viajes a la capital, a pedir refugio ya no meramente en casas de seguridad de propiedad de asociados a la lucha armada, o familiares de éstos, sino que por su conducto en residencias de personalidades no asociadas al Frente Sandinista, incluyendo su estadía a finales de noviembre del 1967 en la casa de Angélica Balladares de Arguello, ¨Mujer de Las Américas¨, Capítulo de Nicaragua en 1958 y, desde muchas décadas atrás conocida como la Primera Dama del Liberalismo.
 
Pancasan heroico
 
Una de las tres fuerzas guerrilleras es detectada y destruida en Pancasan; el 27 de agosto caen Silvio Mayorga, Rigoberto Cruz, Francisco Moreno, Otto Casco, Fausto García, Carlos Reyna, Ernesto Fernández, Danilo Rosales, Carlos Tinoco y Nicolás Sánchez.
 
Llega a Matagalpa, a la residencia de Monseñor Octavio Calderón y Padilla para que lo saque fuera de la ciudad, donde permanece una semana del 8 al 14 de octubre. El 16 de ese mismo mes encabeza una reunión con Oscar Turcios, Tomás Borge y Daniel Ortega en una quinta ubicada en el kilómetro 10-1/2 de la carretera sur propiedad de Bayardo Quintanilla.
 
El 16 de noviembre es trasladado a casa de Lesbia Carrasquilla de Sánchez. Firma comunicado del FSLN sobre el asesinato de los militantes sandinistas Casimiro Sotelo, Roberto Amaya, Hugo Medina y Edmundo Pérez, el 27 de noviembre.
 
1968 
El 17 de enero se le reconoce, a nivel nacional, como jefe político y militar del FSLN. Dirige a Julio Buitrago, Ricardo Morales Avilés y otros cuadros que reorganizan las filas del FSLN después de los enfrentamientos de Pancasan. En abril redacta el Mensaje del FSLN a los estudiantes revolucionarios".
 
Envía el 1 de mayo un mensaje a las madres nicaragüenses: "Permítaseme evocar este día a la madre del que suscribe estas líneas, mi madre proletaria, cuyos días en el mundo ya concluyeron. En su humildad llegó a comprender y a decir con satisfacción que este hijo pertenecía a la Patria.
 
El recuerdo de mi madre me acompaña y alienta en el combate… A todas las madres de los mártires les decimos: Un día comenzará a brillar para siempre la libertad en tierra nicaragüense. Una sagrada libertad tiene su raíz en vuestras entrañas". En los meses de julio y agosto reaparece en Matagalpa y en las zonas aledañas con Tomás Borge y Oscar Turcios.
 
1969 
El 29 de enero nace su hija Tania. Escribe Nicaragua Hora Cero y el 28 de febrero un "Informe sobre el proceso revolucionario nicaragüense". El Frente Sandinista de Liberación Nacional, FSLN, se consolida política e ideológicamente, a pesar de sus reveses militares, al ofrecer un programa con quince puntos señalados por él, sus estatutos y estrategia. Lanza mensajes en nombre de la organización:
 
"Por un primero de mayo guerrillero y victorioso", por el décimo aniversario de la masacre estudiantil del 23 de julio, otro el 17 de julio en homenaje a la caída de Julio Buitrago titulado "Con la sangre de nuestros mártires construiremos un futuro feliz", otro más el 15 de agosto en relación a la caída del comandante Buitrago y a la de los compañeros Marcos Rivera, Aníbal Castrillo y Alesio Blandón y un quinto mensaje sobre la fraternidad guerrillera, el 28 de agosto.
 
El 31 de agosto es capturado en una casa de Alajuela, en Costa Rica.
 
EI 23 de diciembre se realiza el asalto al cuartel de Alajuela, Costa Rica, dirigido por los compañeros Humberto Ortega, Rufo Marín, Germán Pomares, Julián Roque, Fabián Rodríguez y otros militantes sandinistas, con el objeto de rescatarlo de la prisión. La acción resulta infructuosa: caen presos y heridos de gravedad los compañeros Humberto Ortega y Rufo Marín; también cae presa la compañera María Haydee Terán de Fonseca.
 
Diferentes movimientos en Francia y El Salvador piden a Costa Rica la liberación de Carlos Fonseca y sus compañeros pero no es hasta el 21 de octubre que mediante una operación de canje del FSLN son liberados pasando a Cuba vía México.
 
1970 
Intelectuales franceses, encabezados por Jean Paul Sartre y Simone de Beauvoir, piden en febrero al gobierno de Costa Rica garantías para su vida y su libertad inmediata. En el mismo sentido Roque Dalton, revolucionario salvadoreño, escribe un artículo sobre su trayectoria. Lee mucho, incluyendo literatura nicaragüense (Manolo Cuadra, Ernesto Cardenal, Sergio Ramírez).
 
Un comando del FSLN dirigido por Carlos Agüero, logra por primera vez en la historia de la organización liberar a los prisioneros mediante canje. El 21 de octubre son liberados Carlos Fonseca, Humberto Ortega y Rufo Marín. Los envían a México y pasan a Cuba. Desde La Habana, el 7 de noviembre, lanza "Mensaje al pueblo nicaragüense".
 
1971 
En Cuba redacta varios trabajos, entre otros "Para una correcta línea de masas". El 1 de octubre publica en Bohemia una historia sucinta del FSLN.  Se entrena junto con Carlos Agüero y Rufo Marín en Corea del Norte.
 
1972 
En La Habana, donde vive y trabaja en labores internas del FSLN, en el mes de marzo conmemora el XXXVIII aniversario del asesinato de Sandino con una "Reseña de la secular intervención norteamericana en Nicaragua". Se dedica a estudiar la historia del país y dar orientaciones sobre consultas, posiciones y notas de compañeros.
 
El 28 de junio escribe "Notas sobre la carta-testamento de Rigoberto López Pérez", así como "Sandino guerrillero proletario", en el mes de septiembre.
 
1973 
El 10 de abril escribe a Ernesto Cardenal sobre su libro En Cuba. En el mes de septiembre, en Cuba, estudia e imparte numerosas charlas a militantes sandinistas. En ese mismo mes, el gobierno somocista afirma oficialmente la muerte de Carlos Fonseca en enfrentamiento con la GN en Nandaime. El 25 de octubre, su esposa desde México, desmiente la noticia.
 
1974 
Envía carta a Bohemia, el 6 de febrero, puntualizando el artículo de Aldo Menéndez, "40 aniversario de la muerte de Augusto César Sandino".
 
1975 
En agosto está de nuevo en Nicaragua. En noviembre escribe "Síntesis de algunos problemas actuales". Luego se integra a la montaña.
 
1976 
Se integra a la montaña y escribe "Notas sobre la montaña" y "Notas sobre algunos problemas de hoy", en el mes de octubre. Cae en combate en la región de Zinica, el 7 de noviembre.
 
Regresó a las montañas de Matagalpa en Marzo. Un informante de la zona, apodado ‘El Pinto’, denuncia la presencia de Carlos a la GN. La noche del Domingo 7 de Noviembre Carlos Fonseca y sus acompañantes caen un una emboscada cerca de la casa del campesino Matías López Maldonado, en la región de Zinica, Matagalpa (Nov. 8).
 
Testigos indican que Carlos es asesinado después de haber sido capturado. Su cadáver es mutilado y sus manos son enviadas a Managua para así identificarlo. Junto con Carlos caen Benito Carvajal y Crescencio Aguilar.
 
Cae en combate, gestando la Unidad de las tendencias sandinistas, en la región de Zinica, el 7 de noviembre. Testigos oculares indican que Carlos Fonseca fue asesinado después de capturado. Su cadáver es mutilado y mandan sus manos a Managua para la identificación.
 
El pueblo Nicaragüense le expresa su sentimiento al "Comandante en Jefe de la Revolución Popular Sandinista" en una memorable canción escrita por Tomas Borge Martínez y cantada por el compositor Carlos Mejía Godoy:
 
"Poseídas por el Dios de la furia
y el demonio de la ternura.
Salen de la cárcel mis palabras
hacia la lluvia.
Y sediento de luz te nombro hermano
en mis horas de aislamiento,
vienes derribando los muros de la noche
nítido, inmenso.
Coro: Comandante Carlos, Carlos Fonseca,
tayacán vencedor de la muerte,
novio de la patria rojinegra
Nicaragua entera te grita: ¡Presente!
Coro: Comandante Carlos, Carlos Fonseca,
tayacán vencedor de la muerte,
novio de la patria rojinegra
Nicaragua entera te grita: ¡Presente!
Cuando apareciste llegaste a nosotros
con tus ojos miopes azules intensos,
fuiste desde entonces el hermano
terco, indeclinable, sempiterno.
Fuiste mecanógrafo, hormiga, martillo
y al día siguiente de nuestro encuentro
vimos tus letreros subversivos
en todos los muros de nuestro pueblo.
Coro: Comandante Carlos…
Una bala en la selva de Zinica
penetró en tu recio corazón de santo
y estalló tu sangre en nuestras vidas
como una gigante bomba de contacto.
Desbordante de amor hacia los hombres,
trinitaria roja tu pecho desnudo,
tus ojos azules generosos
apuntando firmes hacia el futuro.
Coro: Comandante Carlos…
Cuando los afiches del tirano
sean insepultas huellas de la escoria;
cuando los traidores y cobardes
sean referencias de una vieja historia.
Las generaciones venideras
de la Nicaragua libre y luminosa
van a recordarte eternamente
con tu carabina disparando aurora.
Coro: Comandante Carlos…"
 
En 1979 sus restos fueron exhumados en la montaña y colocados, durante una ceremonia solemne en la que participaron más de 100,000 personas, en el mausoleo de la Plaza de La Revolución en Managua, junto a los restos del Coronel Santos López y donde también descansan los restos del comandante Tomás Borge Martínez, amigo, compañero, paisano de Carlos y fundador del FSLN, fallecido el 30 de abril del 2012.

Noticias de Interés

Facebook
Twitter
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies