10 agosto 2022

Tragedia conmueve el Capulín I: Un adolescente de 17 años mató de una estocada a otro, movido por aparentes rencillas personales


Granada, Nicaragua
Sábado 07 Diciembre 2013
José Evaristo Centeno López,
Corresponsal Popular de LAVERDAD en el Capulín I
 
Médico forense y oficial de la policía revisan el cuerpo de ErickUn arma blanca corto punzante fue utilizada para terminar con la existencia del joven Erick Javier Castro Hondoy (21), siendo el presunto autor de este hecho sangriento el adolescente de iniciales R.O. (17), quien presuntamente actuó movido por una vieja rencilla, aparentemente originada por cuestiones sentimentales.
 
LAVERDAD abordó al hermano del ahora occiso, Alvaro Castro Hondoy, recién llegado de Costa Rica, donde vive desde hace varios años y quien insistentemente nos dijo que esperan que se haga justicia y que el presunto autor pague con cárcel el acto homicida.
 
“Lo único que pedimos es justicia, que la Ley se encargue de todo. No pedimos nada de dinero, porque gracias a Dios estamos bien, solo pedimos justicia”, reiteró Alvaro, mostrándose muy conmovido por la tragedia que ha entristece a su familia y preocupa a la población de El Capulín I y II.
 
R.O., el presunto autor del hecho, es un estudiante del San Juan Bosco, en el Capulín I, donde se dieron los hechos, a las dos de la tarde del miércoles 4 de diciembre (2013), según versiones que logramos recoger en el lugar de los hechos.
 
El centro de estudio se ubica, contiguo a la Iglesia María Auxiliadora. Presuntamente, a este lugar llegó el menor a decirle a Erick Javier, que “ahora si vamos a t…”. Las versiones indican que el menor sacó el arma blanca y le asestó una estocada a Erick Javier, a la altura de estómago.
 
Alvaro, piensa que independientemente del poder que tengan las personas, “la Ley debe de imponerse. Después de que le hirieron, mi hermano salió corriendo y cayó en la cuneta”, manifestó Avaro, aclarando que son versiones que él ha recogido en el Capulín, porque el recién llegó de Costa Rica.
 
Todo indica que no hubo tiempo de trasladar a la víctima a un centro asistencial, ya que el acto violento se dio a las dos de la tarde y la ambulancia llegó hasta las dos y media, “demasiado tarde, porque mi hermano ya había muerto”, dijo Alvaro, sin ocultar su profundo pesar.
 
El muchacho se ahogó en su propia sangre. Presuntamente la herida era de gran profundidad, pero solo visible como una pequeña lesión superficial.
 
Alvaro insistió en pedir justicia, “porque mi hermano no era un perro, para matarlo y comerlo…”, dijo. El ahora occiso, según la información recaba en el lugar de los hechos, fue estudiante de Centro Escolar Bertha Pacheco.
 
Presunto homicida es un menor de 17 años
 
La versión de las autoridades de policía indica que el presunto autor del homicidio en el Capulín I es un menor de 17 años. Agrega la información oficial de la policía que la víctima, Erick Javier Hondoy Castro, de 21 años, se encontraba con su novia Suguey Loza Díaz, cuando fue sorprendido por su victimario.
 
Esta versión oficial policial indica que cuando salió en escena el menor de iniciales R.C.O.M. de (17) años, salió sorpresivamente de un potrero y sin mediar palabras le propinó a la víctima, una puñalada en el tórax.
 
Herido de gravedad, Erick caminó 25 metros pidiendo ayuda y vecinos del lugar lo trasladaron en una ambulancia de los Bomberos, pero lamentablemente falleció  en el trayecto al Hospital Japón-Nicaragua, según informe del sub comisionado Juan Cerda.
 
El Dictamen del Médico Forense, reporta como causa principal de la muerte, Shock Hipobolémico por sangrado en grandes vasos.
 
En las investigaciones del caso se determinó que el victimario estudiaba en el Instituto Bertha Pacheco y que estos jovencitos ya tenían rencillas personales de vieja data. El hecho se dio a las 2 y media de la tarde del 4 de diciembre (2013) frente a la Ermita de María Auxiliadora.
 
La denuncia la interpuso Felipe de Jesús Hondoy, de 60 años tío del ahora occiso y el victimario se encuentra tras los barrotes.

Noticias de Interés

Facebook
Twitter
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies