24 octubre 2021

Santo Domingo, es el Santo con muchos dones: es el Santo de la felicidad, la unión de la familia, la unión de los pueblos, del baile, la danza, el canto y prodiga grandes milagros

Un derroche de fe en recibida a Santo Domingo en Granada

 

 
Granada, Nicaragua
Augusto Cermeño
 
Un derroche de fe en recibida a Santo Domingo en GranadaSanto Domingo de Guzmán, es el Santo más pequeño del santoral nicaragüense, pero un Santo prodigioso, el santo de la felicidad, la unión de la familia, la unión de los pueblos, del baile, la danza, el canto y prodiga muchos milagros.
 
La noche del lunes 16 de julio 2012, Santo Dominguito visitó el callejón Miguel Ángel Ortez, y fue recibido por una multitud de granadinos en el sector del Parque Sandino, desde donde se movió hacia el Miguel Ángel Ortez, donde los pobladores adornaron la vía con bonitos ornamentos y palmas trabajadas con manos laboriosas y artísticas.
 
El Santo, como siempre, por la hermosa actuación de los cargadores, que son unos 15, se le podía ver entrando a la calle, como a eso de las 8:40 de la noche, bailando el son alegre y fiestero que le caracteriza y que se ha hecho popular en las masivas manifestaciones de fe, con un fuerte toque mundano, que los feligreses y creyentes le dan.
 
En plena faena de preparar la calle para recibir a MinguitoA la actividad llegaron granadinos de todos lados de la ciudad, a adorar al Santo, a tocarlo a pedirles milagros, que van desde sanaciones, hasta solución de problemas amorosos o conflictos familiares o vecinales.
 
Fue impresionante la algarabía popular donde vimos bailando, pagando promesas a muchos granadinos, incluyendo a la familia Benavente, a la familia Sequeira Benavente, a Eunice, El Cabo Luis Mena, dona Mireya viuda de Moncada, los Chávez, este su servidor se sumó a la contagiosa danza en torno al Santo.
 
Es realmente maravilloso lo que hace la fe cristiana y católica en las personas creyentes. Es algo que todo ojo humano debe ver y disfrutar, es una forma de creer que quizás asuste al extranjero, al que tiene una visión del mundo bastante cerrada y sectaria. El mundo es de color y tiene vida por todos lados, aunque a veces los seres humanos atentemos contra esas maravillas del mundo.
 
Si algo tenemos que pedirle a Santo Dominguito es que nos acerque a todos, que haga trabajar por Granada, por Nicaragua, que dejemos de aprovecharnos, cuando tenemos poder, para acumular riquezas, riquezas que pertenecen a toda la comunidad.
 
Los creyentes pagan proemsa a Santo Domingo en el Miguel Angel OrtezDeseo que Minguito nos ilumine, ilumine a la clase gobernante para que actúe correctamente, para que gobierne y no desgobierne, para que trabajemos por el bien común y no para ayudar a alguien a acumular grandes fortunas, que son hospitales, centros de salud, escuelas, carreteras, caminos para la producción, trabajo, seguridad y bienestar para los nicaragüenses. Eso pedimos a Santo Domingo.
 
Esa noche el Santo salió del Miguel Ángel Ortez y tomó rumbo a la calle Santa Lucía, seguido por muchos creyentes siguiendo la marcha y el son del Santo que llegó de la capital a visitarnos, esta vez sin el Cacique Mayor, con quien no hubo tiempo de coordinar su llegada, pero estaba el principal, Santo Dominguito, el Santo más alegre y más querido de los nicaragüenses.
 
Llegó hace 11años a Granada, traído por las Benavente, por el milagro que le hizo a doña Hilda, la abuelita de Eunice Sequeira, ahora una de las principales promotoras de la llegada del Santo pero llegó para quedarse y ahora no deja de visitar Granada. ¡Que lindo! hasta los santos se enamoran de Granada.
 
Santo Domingo vino por el milagro a doña Hilda Benavente
 
Eunice Sequeira BenaventeEunice Sequeira Benavente, nos relató el milagro que trajo a Santo Domingo a Granada. Resulta que la abuelita de Eunice, debía realizarse una peligrosa operación, que consistía en amputación de una pierna, por diabetes, y la familia tenía grandes temores, debido a la ancianidad de doña Hilda y temían que pudiera perecer durante la cirugía. Pidieron el milagro al Santo y se los concedió, doña Hilda salió perfectamente bien de la operación.
 
Gerardo, un tío abuelo de Eunice, gran devoto de Santo Domingo, “igual que ella – Hilda – le hizo la promesa de que si salía bien de la operación traería a Santo Domingo a Granada. Todo salió bien. Eso fue hace 11 años, y desde ese día, él ha traído el Santo el 16 de julio de cada año”.

 

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies