28 julio 2021

Propietarios de Farmacia Bengoechea víctimas de accidente de tránsito: una pesada camioneta voladora los impacto y fueron trasladados graves al Hospital

 

Granada, Nicaragua
Sábado 21 Diciembre 2013
Augusto Cermeño
 
Guillermo Miranda Bengoechea, muestras lesiones y mano fracturada producto de accidenteLos más terribles momentos de su vida vivieron Guillermo Miranda Bengoechea y su señora Ana Traña, de 38 años de edad, cuando vieron caer del cielo una enorme camioneta marcha Dodge, de tina, color blanco, conducida por un nicaragüense con residencia en Estados Unidos.
 
El accidente se dio a eso de las 6:30 de la tarde del sábado 14 de diciembre (2013), cuando Bengoechea y su señora circulaban de Masaya a Granada. Aparentemente, la camioneta “voladora” venía circulando de Granada a Masaya, a la altura del kilómetro 42 y medio.
 
El asunto es que el conductor de la camioneta Dodge circulaba a alta velocidad y pasó sobre el cadáver de un caballo que estaba tendido en la carretera, según versiones no oficiales.
 
Resultado del impacto que sorprendió y horrorizó a las víctimas, la señora Ana Traña resultó con lesiones graves que ameritaron una operación que gracias a los buenos oficios del doctor Francisco Martínez Blanco, resultó exitosa, logrando rescatar a Ana de las garras de la muerte.
 
El doctor Martínez Blanco, primero pensó en buscar la forma de respaldarse con una serie de exámenes para determinar los problemas causados por el impacto en la humanidad de Ana. Llegó a la conclusión que el estado grave que observaba en Ana, quien comenzaba a inflamarse, una hora después del accidente, le dio pautas para proceder a operar de inmediato.
 
Para Guillermo, quien tenía reservas sobre la operación, dijo que el doctor Martínez Blanco, un cirujano, de origen cubano, de reconocida experiencia en Granada, procedió a realizar la operación y confió en la gran experiencia y el instinto del profesional de la medicina.
 
Como resultado de la operación, en la que el doctor Martínez Blanco procuró explorar en el abdomen de Ana, se encontró que “los intestinos (delgado) estaban rotos y una parte lacerada”.
 
Ana no sacó ninguna fractura. Según Miranda Bengoechea, les ayudó mucho el llevar puestos el cinturón de seguridad y la bolsa de aire que sale al darse el impacto.
 
En cuanto a Guillermo, resultó con el dedo índice de la mano derecha fracturado y el brazo izquierdo con lesiones superficiales (raspón). Memo, nos explicó que no anda enyesado porque la mano la tiene inflamada y el médico le recomendó esperar a que se desinflame para enyesar.
 
Gracias a Dios, Guillermo, a pesar del impacto recibido, no tuvo mayores lesiones que las ya descritas, pero nos dijo que siente una pelota en el pecho, en el área del esternón y las costillas, que le preocupan un poco.
 
En cuanto al responsable del accidente, que pudo ser fatal, Guillermo nos manifestó que buscaran la forma de que el responsable del accidente responda por los daños causados, sobre todo a su señora, quien debió ser internada en Unidad de Cuidados Intensivos por varios días y aún esta hospitalizada.
 
“Debe responder por secuelas, medicinas y daños a vehículo”, subrayó Miranda. Miranda y su señora circulaban en una camioneta Hyundai Elantra, color gris.
 
Información preliminar de bomberos de La Villa
 
En información preliminar que nos dio Carlos Gutiérrez, de los bomberos de Villa Sandino, se dice que la camioneta Dodge, color blanca, laca L-193933, era conducida por José Zúniga Canales, quien también fue trasladado al hospital con herida contusa en la rodilla izquierda.
 
Los bomberos agregan que, presuntamente, Zúniga Canales impactó contra un equino y el vehículo Hyundai gris GR-8341, que conducía Guillermo Miranda Bengoechea. Informó que Ana sufrió trauma cerrado de abdomen. 
Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies