23 junio 2024

Heredia Molina, en 30 años de trabajo deja una huella bien marcada de cariño y devoción en el corazón de sus pacientes

Granada, Nicaragua

Por: Augusto Cermeño

10 de Febrero 2922

La licenciada Heredia Molina, caminó 30 largos años por diferentes territorios de nuestra Nicaragua, dejando tras de sí una huella bien marcada de cariño y devoción por sus pacientes, sin ver diferencias de ninguna especie.

Se recibió como enfermera en 1990 en la Escuela de Enfermería, dando su servicio social en Puerto Cabezas, Caribe Norte. Esta etapa la consideró como “una experiencia muy bonita, al compartir con la población estudiantil como docente”.

Carrera ascendente

Heredia trabajó, en 1993, en el Municipio de Diria. También en Diriomo, como jefe de enfermería, siendo asignada, al siguiente día, al Municipio de Diria, donde fue directora Municipal, que valora como “una experiencia muy hermosa, ya que trabajé con la Red Comunitaria, trabajadores de la salud y población, cumpliendo siempre con las metas y objetivos del Ministerio de Salud”.

En el 2011 recibió la Clínica Médica Previsional MINSA Granada, “laborando por 10 años, realizando mi trabajo con todo el empeño y dedicación  que se merecían los asegurados y jubilados, lo mejor para su salud”.

Objetivo principal: salud de los pacientes

Valora que “la salud de los pacientes era el objetivo principal de mi misión, y creo  haberla cumplido”. Dijo sentirse contenta “de haber finalizado, como se debe, el trabajo y a la vez, dedicarle, ahora, más tiempo a mi salud, a mis hijos que han sido y son el pilar fundamental en mi vida”.

Siente que ha cumplido al pueblo y a sus hijos

Hablando sobre los logros, Molina, destacó que entre ellos está “cumplir con el objetivo propuesto por el cual fui asignada por el Ministerio de Salud, ver profesionalizar a mis hijos. Hoy me encuentro satisfecha por haber cumplido esta misión con orgullo y dedicación”.

Gratitud a autoridades que confiaron en ella

Mostró agradecimiento a las autoridades nacionales y local de Granada, “que me dieron la oportunidad de laborar con la gran familia del Ministerio de Salud, y la experiencia adquirida con pacientes asegurados y jubilados”.

La licenciada Molina, realmente demostró gran capacidad, sensibilidad y humanismo al realizar sus labores profesionales como enfermera y funcionaria, líder, en el Ministerio de Salud.

Por mi parte, la animo a buscar como cosechar triunfos como emprendedora, que es el nuevo plan de vida de la licenciada Molina, siempre con sus hijos, con su familia. Puedo decir, sin ninguna duda, que Heredia nuevamente saldrá adelante. Que Dios le permita recuperarse de cualquier stress adquirido después de 30 años “bien trabajados” dándolo todo por el pueblo.

Noticias de Interés

Facebook
Twitter
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies