22 septiembre 2021

Editorial Pensar, una casa para publicaciones que mueven opinión y de autores de investigaciones que generalmente terminan engavetadas en archivos de universidades

Henry Petri

 

Granada, Nicaragua
Por: Augusto Cermeño
 
Henry PetriHenry A. Petrie, de la casa editorial Pensar, ofreció una exposición detallada sobre la intención de dicha editorial, en el sentido de que es un esfuerzo de un pequeño grupo de escritores que se propone apoyar publicaciones de libros sobre investigaciones acerca de la identidad cultural, novelas, pensamiento crítico, cuentos, poesía y obras sociológicas de orden teórico.
 
Habló de un pilar editorial dirigido a la publicación de investigaciones sobre teoría cultural: “libros sobre artistas (pintores, por ejemplo) e investigaciones acerca de la identidad cultural, nacional y temas relacionados”.
 
Petrie considera que se necesita la investigación y tienen la intención de promoverla. Lamentablemente, según el representante de Pensar, las investigaciones, hasta ahora, quedan en los archivos universitarios, “sin encontrar luz editorial”.
 
“Vamos a trabajar de cara al pensamiento, al pensamiento crítico, al pensamiento de cara al desarrollo nacional socio-cultural”, agregó el escritor.
 
Plataforma organizativa de Pensar
 
Asistencia a presentacion de poemarioHenry A. Petrie, al referirse a la editorial Pensar, habló de una estrategia de organización o plataforma organizativa, que está dirigida a crear un mercado cautivo de lectores, de modo que las publicaciones tengan ya un margen de seguridad de realizar sus obras en forma dirigida y por medio de compras de futuro.
 
La idea, según Petrie, es que las obras “lleguen al público al que van dirigidas”. En esa novedosa tarea se están concentrando desde mediados del 2011. Esto conlleva a concretar la intención de introducir en la editorial a socios, “no precisamente económicos, sino que funcionen como suscriptores directos a quienes les llegaran nuestros libros”.
 
Habló de la experiencia con una editorial Camino, que logró concentrar a 600 suscriptores. Do modo que una publicación de mil libros ya tenía asegurada una venta de 600.
 
“Uno de los grandes objetivos que tenemos como editorial, no solamente es la producción sino que la promoción de la lectura”, lo que aplicarán con el título “Estampido de Fuego”, de Vladimir Soto, según el editor literario.
 
Valoró que el poemario de Vladimir, “es un buen poemario. Su poesía, analizando el anterior (Habitación en Silencio), está caracterizada, fundamentalmente, por la brevedad, poesía breve, pero al mismo tiempo intensa”.
 
Doctor Agustin Cruz (izq.), posa con el poeta SotoConsidera el estilo de Soto como “una poesía de ímpetu, fogosa, en la que de pronto no haya ni cómo detenerse. Quizás, es una combinación de lo existencial con toda su vivencia social, de la que en Nicaragua tenemos toda una experiencia, de los momentos conflictivos, de los momentos de reflujo, que de una y otra forma se reflejan también en la creación literaria”.
 
Agrega: “Aquí encontramos poesía del amor, poesía de la interioridad, es decir, de la existencia. Ser o no ser, decía Hamlet, de Shakespeare; una poesía social, no necesariamente una poesía panfletaria ni contestataria.
 
Es una poesía que te insta a una determinada reflexión, una determinada crítica. En el sentido de rescatar la crítica como observación detenida, no necesariamente como la mal entendida, que significa hablar mal del vecino. Vamos a rescatar y promover el pensamiento crítico, la observación crítica”.

 

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies