3 agosto 2021

Filósofo nicaragüense brinda conferencia magistral sobre Filosofía Latinoamericana: El doctor Alejandro Serrano Caldera considera que existen ya corrientes filosóficas propias de América Latina

 

Departamental 
Granada, Nicaragua
Sábado 17 Enero 2015
Augusto Cermeño
 
El doctor Alejandro Serrano Caldera, filósofo nicaragüense, brindó magistral conferencia sobre la filosofía propia de América Latina, de la que ya existen corrientes en las que él ilustre hombre de ciencia es parte muy importante, con un aporte sustancial que concentra en el capítulo III de sus obras completas.
 
 
Serrano Caldera habló ante más de 100 granadinos, incluyendo algunos turistas extranjeros que siguieron con mucho interés la magistral conferencia.
 
Serrano brindó un análisis de la filosofía y del hecho de que en América Latina, la referencia filosófica, las ideas, no son propios de la realidad latinoamericana sino de la influencia de las corrientes filosóficas, políticas y sociales de Europa.
 
 
Una filosofía propia para América Latina con la que él se identifica y hace su propuesta
 
Consideró importante aterrizar en América Latina una filosofía propia “de nuestra realidad latinoamericana”. Se identificó como  parte de esta corriente filosófica que está palpitando en América Latina.
 
Habló de la cultura y pensamiento propio de nuestra América, existente antes de la llegada de los españoles. Habló sobre el pensamiento filosófico de los mayas. Dijo que existe la idea de que “no ha habido filosofía en América Latina, porque no se ajusta al pensamiento europeo”, lo que considera una idea desacertada porque ya existían pensamientos filosóficos en American Latina, antes de la llegada de los españoles.
 
 
Hizo referencia a pensadores latinoamericanos que iniciaron, desde los siglos XVI, XVII, XVIII y XIX una corriente del pensamiento filosófico propia de América Latina, como es el caso de Javier Clavijero, José Cecilio del Valle, los jesuitas en México, Juana Inés de la Cruz.
 
Indicó que en el Siglo XIX se produjo en América una gran divulgación de las corrientes propias del período de la Ilustración, romanticista, en la que destacó la figura de René Descartes, con el pensamiento de la razón.
“Pienso luego existo”, destacó como un razonamiento cartesiano.
 
El zoo politicón de Aristóteles
 
Refirió que hace 2 mil 500 años, el filósofo Aristóteles dijo que “el hombre es un animal político”, o lo que se conoce como “un zoo politicón”. Explico que el ilustre pensador griego “quiso decir que es un ser de la naturaleza. La Poli es la sociedad y se humaniza por su acción social”.
 
Concluye estos pensamientos filosóficos afirmando que “si el ser humano no es social, no es humano”.
 
El doctor Serrano Caldera hizo énfasis en obras que plantean la necesidad de una filosofía latinoamericana, “pensada desde América Latina, capaces de  estructurarla con pensamiento propio”.
 
“Filosofía de la Liberación” y “la Filosofía de la Interculturalidad”
 
Habló de “la Filosofía de la liberación” surgida en Mendoza, Argentina, como una corriente filosófica propia, que surge paralela a la “Teología de la liberación”, que se manifiestan “en términos de compromiso con los problemas sociales…”.
 
Serrano Caldera considera que “cada acción de un ser humano que lo conduce a realizar algo, ya es un pensamiento filosófico”. Dijo que “la Filosofía de la Interculturalidad reconoce todas las culturas. Todas las culturas merecen respeto”.
Planteo como una necesidad, el fortalecimiento del pensamiento filosófico y político. Habló de si propia tesis de una “Filosofía de la unidad en la diversidad. “Se trata de tomar América Latina como una plataforma, como un punto de vista y como una perspectiva”. 
 
“Seguimos pensando en la justicia de Platón, que recoge el constitucionalismo moderno, con una sociedad dividida en segmentos”
 
Valora que “hoy seguimos pensando en la justicia de Platón, que recoge el constitucionalismo moderno, con una sociedad dividida en segmentos: el ciudadano, el no ciudadano y el esclavo”. Lo que hoy en día podríamos llamar clases sociales.
 
Considera que el pensamiento incluye tomar a América Latina y sus circunstancias. Comparó las realidades de las grandes ciudades (Paris, Londres, Nueva York, etc.) con realidades latinoamericanas como las de Managua, Masaya, en Nicaragua y la de México.
 
Puso en el ambiente el pensamiento de José Ortega y Gasset, quien decía: “Yo soy yo y mis circunstancias”. Dijo que “la Filosofía es el camino entre las zarzas de la experiencia” y que “el pensamiento es una de las formas de la realidad, necesitamos de la Filosofía”, dijo.
 
Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies