22 octubre 2021

Murió uno de los grandes héroes de la Revolución Popular Sandinista: Murió el poeta, el escritor, el comandante Tomas Borge Martínez. Miles le rindieron honores, lo saludaron, lo lloraron, le regalaron un concierto y le dijeron hasta siempre comandante

Tomas Borge Martinez, comandante de la Revolucion Popular Sandinista

 


Granada, Nicaragua
Por: Augusto Cermeño
 
Tomas Borge Martinez, comandante de la Revolucion Popular SandinistaEl hombre fiel, orgulloso y leal con sus principios con su bandera, con su pueblo, con sus amigos, ese era Tomas Borge Martínez. Murió uno de los grandes héroes de la Revolución Popular Sandinista, el líder doctrinario que mantuvo siempre el espíritu y la fe en el legado del General de Hombres Libres Augusto César Sandino.
 
Murió el poeta, el escritor de la “Paciente Impaciencia”, el forjador de un cuerpo de uniformados a los que bautizó como “los centinelas de la alegría del pueblo”, lo que hoy es la Policía Nacional.
Decenas de miles de nicaragüenses le tributaron honores, lo saludaron, se le cuadraron militarmente, como esperando ordenes a seguir para el bien común, para construir ladrillo por ladrillo una Nicaragua próspera, sin exiliados económicos, sin perseguidos, sin torturados, sin asesinados, sin exiliados políticos, como él mismo lo dijo en una entrevista internacional a Dosier.
Al comandante Tomas Borge, lo llora todo el país, todo los que sentimos muy hondo su partida, esperando que nuestra juventud tome con firmeza revolucionaria la bandera de lucha, sus metas, su disposición firme a luchar sin temor a la muerte, como lo dijo en vida. Por eso y por muchas cosas más, el comandante Borge Martínez.
Él siempre pensó en la lealtad a sus principios, a sus amigos, a su bandera, a sus líderes y, por supuesto a la Patria. Son muchos los jefes de Estado que enviaron sus condolencias la liderazgo sandinistas y a los sandinistas, igualmente al pueblo de Nicaragua, porque pierde una verdadera leyenda de lucha y firmeza revolucionaria.
El comandante Borge Martínez murió a la edad de 81 años, cargado de responsabilidades, siendo embajador en Perú, diputado de la Asamblea Nacional y miembro del directorio sandinista al lado del Comandante Daniel Ortega Saavedra y de la primera Dama Rosario Murillo. Por eso consideramos que el comandante Tomas Borge Martínez, murió con las botas puestas.
 
Más de 2 mil granadinos se fueron a darle el ultimo adios al Comandante de la Revolución Tomas Borge Martínez
 
La Caravana reunio 7 buses, 16 camionetas, 16 carros y 18 motociclistasMás de 2 mil granadinos y granadinas, le fueron a dar el último adios al Comandante de la Revolución Tomas Borge Martínez, único fundador sobreviviente del FSLN.
 
La actividad central se dio el miércoles 2 de mayo 2012 en la Plaza La Fe, en Managua, donde se concentraron más de 300 mil personas, en un sepelio que pasará a la historia, por la cantidad de personas asistentes y por las calidades del personaje que se marchó a la eternidad, dejando un herencia de coraje, tesón, fidelidad a una causa justa y firmeza revolucionaria.
 
Los granadinos salieron desde la una de la tarde, de la plazoleta del Estadio Roque Tadeo Zavala Sandino, donde se fueron concentrando los buses que salían de los barrios de Granada, para luego juntarse con buses repletos de gente que salieron del resto de los municipios (Nandaime, Diriómo y Diriá).
 
El programa de la actividad a la que fueron invitados representantes de gobiernos amigos, de países hermanos de Nicaragua, como Venezuela, Cuba, República Dominicana, Centroamérica y México, entre otros.
 
Daniel recordó del comandante Borge, de los estrechos lazos de amistad y compañerismo entre Tomas y Carlos Fonseca, el Jefe indiscutible de la Revolución.
 
Daniel mencionó a los hijos, a la viuda del comandante Borge, los que fueron desgranándose de entre los presentes en la tarima presidencial, para que todos los nicaragüenses los podamos conocer.
 
Tomas alcanza la estatura de Héroe Nacional
 
El comisionado Mario Aguilar se encargo del control y orden de movilizacion FSLN a ManaguaDespués de un discurso entrecortado, por las impresiones, las palabras elogiosos y el reconocimiento a los méritos de un personaje de la historia que alcanza la estatura de Héroe Nacional, el acto, que alcanza el nivel de una celebración de Aniversario de la Revolución, que ya está próxima, concluyó bastante entrada la noche, para luego marchar el cortejo fúnebre hacia la Plaza de la Revolución, al mausoleo de Carlos Fonseca, donde le hicieron un lugar a Tomas, según fue su voluntad.
 
Cuando eran las 9 de la noche, sonaron las salvas de los jóvenes soldados que heredan parte de herencia revolucionaria de Tomas, quien fue uno de los constructores de los dos cuerpos armados del país: el Ejército y la Policía, con sus especialidades cada uno.
 
Esos muchachos que dispararon las salvas son los herederos de Tomás y de miles de jóvenes combatientes que hicieron posible una revolución, que de no ser por los errores cometidos, no hubiera tenido frenos ni obstáculos en la carrera indetenible por construir a soñada nueva Nicaragua.
 
Tras las salvas, vino el proceso de bajar los restos del comandante, que iban en un ataúd nada suntuoso, sencillo, humilde, igual al de un obrero, de un nicaragüense de escasos recursos, lo que contrastó con el andamiaje utilizado para llevarlo a su última morada, con cienes de miles de nicaragüenses, sandinistas, que se movieron de todo el país.
 
Honras fúnebres excepcionales, multitudinarias
 
Nora Orozco (centro) coordinando movilizacion por TomasLas honras fúnebres dedicadas a Tomás, son realmente excepcionales, nunca vistas, el Gobierno la echó toda, el pueblo la echó toda, porque lo que vimos en los rostros de los asistentes fue ese deseo intenso de ver por última vez a ese hombre pequeñito, como Sandino, que tanto temor sembró entre sus captores, en el mismo dictador Somoza Debayle, que lo mandó a torturar despiadadamente para hacerlo hablar, pero no pudieron arrancarle ni un solo nombre, ni un solo lugar de casa de seguridad donde se mantuvieron los guerrilleros, completamente seguros que la firmeza de principios revolucionarios, en el coraje y valentía de Tomás.
 
Carlos Fonseca, según revelaciones de Tomás, fue el que dijo que nadie se moviera, que estaban seguros que Tomás, ¡JAMAS!, hablaría. Y, Tomás fue encapuchado y esposado, por 9 meses así permaneció. Hasta se corrió el rumor de que las crueldades de sus torturadores alcanzaron su máxima expresión con la mutilación de sus genitales, lo que se ha desmentido con la presencia pública de hijos (mujeres y varones) que nacieron después del triunfo de la Revolución. Lo que puede ser verdad, es que los torturadores somocistas le pudieron aplicar choques y chuzos eléctricos en sus genitales. Tomás es uno de los sobrevivientes fundadores del sandinismo que más sufrió bajo las ergástulas somocistas.
 
Nuestro pequeño y poderoso David nica venció al Goliat del somocismo
 
Por eso digo que Tomás Borge, tiene las dimensiones del héroe bíblico David, que fue capaz de vencer al gigante Goliat, derribándolo, matándolo de una sola y certera pedrada en la cabeza. Tomás fue un David nicaragüense, un hombre con la sensibilidad y la humildad suficiente como para perdonar a sus torturadores, de los que había prometido vengarse.
 
Esta su testimonio de lo que le dijo al torturador que los mataba poco a poco, que cuando triunfara la revolución se vengaría. Pero qué fue lo que realmente hizo Tomás cuando triunfo la Revolución el 19 de julio de 1979?.
 
El hombre, esperaba que lo mandara a fusilar, o que quizás antes de fusilarlo, lo torturara como él lo hizo con Tomás, pero una vez que lo pusieron ante el hombrecito que el gorila tuvo en sus manos y lo agarraba como un guiñapo, como un trapo sucio, como basura, pensó lo peor.
 
Pero Tomás, percibiendo tanto nerviosismo en el hombre, lo calmó y le dijo: “Te dije que me iba a vengar y me vengaré perdonándote. Quedas en libertad”. Ese gesto conmovió a quienes vieron semejante respuesta, que trasciende los linderos del revolucionario y alcanza principios propios de nuestro salvador, de nuestro Jesús, el que se sacrificó por salvarnos del fuego eterno. 

 

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies