21 abril 2021

Fin de Año 2010 comercial y afectivamente triste: Perspectivas electorales del 2011 ofrecen un terreno bien abonado para reelección de Ortega


Granada, Nicaragua
Por: Augusto Cermeño
 
El fin de año 2010 no fue tan alegre como los días prenavideños, cuando las calles del comercio, desde el día 23, se vieron concurridas, repletas de gente comprando unos y viendo otros. El entusiasmo fue notorio en esos días prenavideños.
 
En cambio, en los días previos al 31 de diciembre, fue notoria la palmazón comercial y la alegría característica del fin de año. Incluso, el 31 de diciembre explotaron menos petardos, juegos pirotécnicos, que el 24 de diciembre, y el ánimo de los niños era contagiante.
 
La calzada, si se mantuvo bastante concurrida de turistas y nacionales, pero más turistas que nacionales, lo que nos revela una situación de crisis económica más que traumática. Nicaragua no se repone de la crisis global de la economía, que generaron los países altamente desarrollados de Europa y Estados Unidos de América.
 
Muchos nicaragüenses que trabajan en Estados Unidos y Norteamérica son fuertemente golpeados por la crisis y el desempleo, del que no se reponen aún las grandes potencias económicas de la tierra.
 
Nicaragua no es ajena a esa crisis. Muchos nicaragüenses que mandan remesas a sus familias desde Estados Unidos, Canadá y Costa Rica, redujeron sus envíos de plata. De modo que la crisis que vivimos aún esta por superarse.
 
El otro asunto es que el país no esta produciendo empleo suficiente, inversiones, que permitan un mayor desarrollo y mayor producción de riquezas. Los políticos, que entran a un año electoral, están más pendientes de la cantidad de votos que deben reunir, que de los problemas urgentes de Nicaragua.
 
Nicaragua debe elegir en las elecciones entre un contador de cuentos, que destaca y promueve el atraso cultural de los nicaragüenses, y un aspirante a dictador, que increíblemente, esta haciendo más que todos los que prometen “democracia” sin mucho éxito, porque ya lo hicieron en 1990, ganaron las elecciones y se dedicaron a “sacar agua para su molino democrático”.
 
Hasta ahora, el horizonte político de Nicaragua, no deja ver mucho que nos vaya a sorprender, dejándose ver como figura destacada, la imagen del actual gobernante, Daniel Ortega, que esta atrayendo simpatías hasta de la empresa privada.
 
No es raro escuchar opiniones de que Daniel es preferible tenerlo gobernando desde arriba que “desde abajo”. Muchos temen que ese gobierno “desde abajo” vuelva a poner “patas para arriba al país”. Mientras Ortega ha Gobernado se acabaron las huelgas, los paros nacionales del transporte, las alteraciones al orden público y los abusos contra los derechos más elementales del ciudadano, como lo es el derecho a la vida.
 
Incluso, durante el Gobierno Ortega, se dieron hechos violentos, escenificados por turbas gobiernistas que atacan manifestaciones cívicas, con la idea de boicotear todo lo que se olfatee como oposición al Gobierno.
 
Sutil ataque a medios independientes
 
El periodismo independiente es atacado de una forma muy sutil, de manera que se le quita cualquier alternativa de sobrevivencia, para que se retire, para que claudique y deje el espacio libre al oficialismo. Matan de manera silenciosa y sutil la libertad de expresión.
 
Pero, el pero de todo esto, es que las alternativas que tiene Nicaragua, con la llamada “Democracia” no es muy confiable, porque hay muchos dirigentes que sacan la cabeza y son merecedores de cuestionamientos fuertes, respecto a su integridad moral y política.
 
Pancho Madrigal sin muchas posibilidades
 
Incuso, el Presidente procesado y encarcelado por corrupción y lavado de Dinero, el ex Presidente Arnoldo Alemán, después de lavar un poco su rostro e imagen nacional e internacional, esta buscando como agenciarse con el liderazgo, con mayor beligerancia de don Fabio Gadea Mantilla, “Pancho Madrigal”, su consuegro y amigo personal.
 
Hasta ahora no se observa nada que nos indique que “Pancho Madrigal” tenga alguna posibilidad de hacerse con la candidatura presidencial oficial de los sectores opositores que pretenden unirse en torno a él para derrotar a Ortega en las elecciones.
 
Esto nos deja claro, hasta ahora, que las perspectivas electorales de Nicaragua no son nada halagadoras, siendo bastante visible la imagen fuerte del presidente Daniel Ortega, quien desde ya comenzó a dar señales peligrosas de hacer regresar el Servicio Militar Obligatorio, factor político que lo derrotó en 1990, dando la victoria a doña Violeta barrios de Chamorro.
 
Pero, aterrizando al 2011, no se ve en el horizonte, hasta ahora, ningún líder que le haga sombra a un Ortega que reparte hojas centenares de miles de hojas de Zinc, entrega títulos de propiedad, prohíbe desalojos y prohíbe a la policía reprimir protestas, que al final de cuentas nadie toma en cuenta, porque los hilos del poder judicial están bajo control orteguista y el derecho de las personas, las leyes mismas no se respetan.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies