18 septiembre 2021

Breve nota sobre José Ramírez Morales al acercarse el catorce aniversario de su muerte

 
Por Alberto Cuadra M
Miami 10-17-2013
 
José Ramírez Morales, nació en Granada Nicaragua el 9 de Julio de 1928, siendo sus padres el doctor en leyes Ernesto Ramírez Valdez y doña Celia Morales, ya fallecidos, estudió en el colegio Centroamérica de los hermanos jesuitas donde se bachilleró.
 
Posteriormente alcanzó su licenciatura en humanidades (Magna Cum Laudae) con la medalla de oro por ser el mejor alumno de su carrera en la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua.
 
El poeta Ramírez Morales publicó "TIEMPO ADELANTADO" libro de poemas metafísicos, al morir dejó otro libro inédito de poesía, titulado "LA CASA DE ENSUEÑO."
 
El "escritor, pintor e historiador, escribió una monografía que fue recomendada por el Ministerio de Educación Pública para la consultas de las escuelas normales de Nicaragua así como un libro histórico del padre de la diplomacia nicaragüense, "Don José de Marcoleta."
 
En el exilio y estando en Miami, editó un libro, "Comentarios a la Historia de Nicaragua" (1821-1994) El poeta José Ramírez Morales, vivió y murió en Miami a fines de Noviembre de 1999, nunca volvió ver a su Patria la que tanto amó. Ramírez Morales, fue uno más importantes de las letras y un recio intelectual nicaragüense.
 
El poeta Ramírez Morales a los 25 años fue declarado el Mejor Tesorero de la República, desempeñándose a esa edad en el cargo de Tesorero de la Junta Local de Asistencia de Granada.
 
En una breve biografía que aparece en el libro de historia que escribió el embajador italiano en Nicaragua Vittorio a Farinelli, le solicitó a principio de 1977 que  siguiera los pasos del Prócer de la Unidad Italiana José Garibaldi.
 
Estando trabajando en la Cancillería de la República de Nicaragua de 1972 a 1979 se desempeño como Asesor en Historia del Ministerio de Relaciones Exteriores.
 
La Embajada del Perú solicita a la Cancillería en  Diciembre 1974, que el poeta Ramírez Morales ocupe de manera provisional la posición de Redactor y Coordindor General de la "Semana de Ayacucho" al conmemorarse el Sequiscentenario independentista con esa batalla.
 
Estando jubilado trabajó para un libro Etimológico Español-Griego, dedicándose por completo a la pintura simbolista y abstracta. Su trabajo cuando llegó al exilio fue en la Sección de Servicios Económicos del Estado de la Florida.
 
Ningún gobierno reconoció su sacerdocio como escritor de mérito. El poeta (fallecido) es más conocido fuera de Nicaragua que en su propio país.
 
A los lectores de "faro literario" doy a conocer algunos de sus poemas.
 
MAS ALLA…
Más allá de mi
está el infinito espacio
la imagen difusa…
el inicio del olvido.
 
Más allá de mi
están las alegrías y penas
que en olas se acercan
y revientan en el ayer.
 
Más allá de mi
están el calor y el frío
que a mi alma conmueven
y turban mi cansado cuerpo.
 
Más allá de mi
estoy yo
viendo con ojos futuros
el pasado que se aleja.
                    IV-11-75
 
SAETA
Cada saeta
que surca el espacio
es un grito que sale de mi
y retorna
rasgando mi vida
Es el adios…
es el suplicio..
es la nostalgia
El viajero va feliz
mientras yo
canto en silencio
el llanto que aflora de mi alma.
                           XI-28-80
 
NOSTALGIA
La lluvia
se confunde con mis lágrimas
y el trueno
con el grito de mi angustia
Las notas
caen tristes
en el pentagrama
de mi soledad
Todo pasó
y el florecer volverá
con mayor fuerza
y vigor
El dolor
hace comprender
la breve felicidad.
                     IX-01-81
 
PARTIDA
Me voy
Tengo que irme
Si me quedara
mi voz
no sería ya mi voz
sería un quejido palpitante
en un ser
sin sentido de la vida
Me voy
y soy negativo
Que es la arena ante el aire?
Un poco de algo
arrastrado por el viento
No puedo más
Quedarme sería la muerte
aunque la ida
sea el olvido.
                   XI-02_71
 
FARAWELL
Si hoy fuera mañana
sería muy feliz
porque no vería
el atardecer de mi alma
Y absorto en mis ideas
contemplaría el mar
confundiendose con el cielo
y entonces comprendería
que son diferentes
Y no divisaría la vela
mecerce
al compás del viento
blanco pañuelo
que en una tarde gris
me está diciendo adios.
                    V-19-81
 
AÑORANZA VESPERTINA
Me gusta acostarme en la grama
y contemplar el cielo
cuando abre sus ventanas
para que se asomen las estrellas
 
Y sentir la brisa en el rostro
y percibir la fragancia del aromo
mezclado vagamente
con el aroma de la tierra-mojada
 
Se perfilan los recuerdos
de mi primera infancia
cuando acostado en la grama
diviso las estrellas.
                   IV-12-78
Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Usamos Cookies